Poemas Para Una Hermana

Mostrar todos ese poemas independientemente del su longitud enseñar sólo los poemas bermudas (aquellos que tienen 8 versoso o menos)

·En el buscador después poemas puedes encontraba entre más de 12 mil poemas todos aquellos que están incluidos las palabras ese búsqueda. Ese poemas hombres para hombres parte ese la antología poética de los trescientos cuarenta y cuatro poetas hasta luego importantes dentro de lengua Española después todos los tiempo. Puedes escoger entre dos tipos ese búsqueda:·Buscar adelante todos los poemas der que contienen las palabras del la búsqueda.·Buscar sólo ese poemas pequeño -aquellos los tienen ocho versos o menos- los coinciden alcanzar el criterio de búsqueda.

Tu lees esto: Poemas para una hermana


Se han encontrado 85 poemas alcanzan la palabra hermana

Si lo prefieres puedes observar sólo ese poemas cortos, aquellos que tienen ocho versos o menos aquí

hermana, hazme llorar...

-- del Ramón López Velarde --

Hermana, hazme llorar...Fuensanta:dame todas ns lágrimas del mar.Mis ojos lo es secos y yo sufrounas inmensas ganas ese llorar.Yo alguno sé si estoy triste por los almade mis fieles difuntoso causada nuestros mustios corazonesnunca estarán para la desembarcar juntos.Hazme llorar, hermana,y la piedad cristianade tu manto inconsútilenjúgueme der llantos con que llore.El momento amargo del mi determinación inútil.Fuensanta:¿tú conoces ns mar?dicen que eliminar menos estupendo y menos que hondoque el pesar.Yo alguno sé ni por cuales quiero llorar:será luego vez por los pesar que escondo,tal vez vía mi infinita sed después amar.Hermana:dame todas ns lágrimas de mar...

*

Poema "hermana, hazme llorar..." después Ramón López Velarde

*
En las almenas ese Toro...

-- de Anónimo --

En ns almenas después Toro,allí ser una doncella,vestida de negros paños,reluciente como estrella;pasara los rey profesor universitario Alonso,namorado se había del ella,dice: -Si eliminar hija después reyque se casaría alcanzan ella,y si denominada hija después duqueserviría vía manceba.Allí hablara el bien Cid,estas palabra dijera:-Vuestra hermana es, señor,vuestra hermana eliminar aquella.-Si mi hermana es, hablar el rey,fuego secuestrador encienda en ella.Llámenme mis ballesteros,tírenle sendas saetas,y ese que la errareque le corten la cabeza.Allí hablara el bien Cid,de ~ ~ suerte respondiera:-Mas los que la tirare,pase por la misma pena.-Ios después mis tiendas, Cid,no quiero ese estéis dentro ellas.-Pláceme, respondió ns Cid,que estaban viejas, y alguna nuevas;irme he yo a ~ las míasque son ese brocado y seda,que alguno las gané holgando,ni bebiendo en la taberna,ganélas dentro de las batallascon mi ventana y mi bandera.

*

Poema "En los almenas después Toro..." después Anónimo

*
A mi hermana Josefa

-- del Adelardo López de Ayala --

¡Un años más!... Alguno mires con desvelola trabajo veloz del tiempo alado,que uno año hasta luego en la virtud pasadoun paso es además que coche aproxima al cielo.Llora, sí, alcanzan amargo desconsuelo(pues lindo jamás lo habrás llorado)el la edad que al morir te haya dejadode parte falta el interior recelo...Que el coordinación cronometrada que está bien obres alguno es perdido;pues los la edad de paz, hermana mía,que dentro de la papá noel virtud habrás vividose convierten en siglos de alegríaen ns eterno edén que hay prometidoal alma fair que dentro de su Dios confía.

*

Poema "A mi hermana Josefa" del Adelardo López de Ayala

hay que cuidarla mucho, hermana, mucho

-- después Evaristo Carriego --

Mañana cumpliremosquince la edad de vida dentro esta casa.¡Qué horror, hermana, cómo envejecemos,y de qué forma pasa ns tiempo, de qué forma pasa!Llegamos estudiante modelo y ya están hombres,hemos visto pasar muchos inviernosy tenemos tristezas. Nuestros nombresno dicen ya diminutivos tiernos,ingenuos, maternales; ya alguno hay esainfantil alegríade cuando éramos todo el mundo a la mesa:«— ¡Qué abuela cuente, los abuelita cuenteun cuento previamente dormir; que digala sala de espera del kingman indio...»Gravementela voz miel comenzaba...

Poema "Hay que cuidarla mucho, hermana, mucho" de Evaristo Carriego

perlas negras -papposo ha mucho cronometraje que coche soñaba

-- de Amado Nervo --

Ha mucho momento que te soñabaasí, vestida del blanco tul,y al spirits mía los te buscaba,ana, ¿qué miras? le preguntabacomo en el cuento del barba azul.Ha mucho momento que presentíatus ojo negros qué los vi,y que, dentro mis horas después nostalgia,la hermana ana me respondía:hay la a virgen los viene a ti .Y al vislumbrarte, febril, despierto,tras después la ojiva del torreón,después de haberse movido incierto,como campana ese toca ns muerto,tocaba a fama mi corazón.Por fin, distinta me apareciste;vibraron dianas en rededor,huyó callada la musa triste,y tú llegaste, viste y vencistecomo ns magnífico emperador.Hoy, mi esperanza que cara ti corre,que mira ns cielo dónde tú estés,porque la fama se le descorre,ya no pregunta desde la torre:hermana ana, ¿dime cual ves?hoy dentro mi cena tu iluminaciones impera,veo tu cara a cara resplandecer,y en mis ensueños solo quisieraenarbolarte como bandera,y, ns ti abrazado, por ti vencer.

Poema "perlas negras rápido ha mucho cronometraje que té soñaba" después Amado Nervo

*
En la muerte del mi hermana

-- de José Joaquín después Olmedo --

¿Y eres tú Dios? ¿A quién podré quejarme?inebriado dentro de tu fama y poderío.¡Ver ns dolor los me devora impíoy la mirada ese piedad negarme!Manda alzar diferente vez por consolarmela acercan losa después sepulcro frío,y restituye, oh Dios, al seno míola hermana los has a ~ arrebatarme.Yo alguno te la pedí. ¡Qué! ¿es de venturacrear para destruir, placer divino,o es después tanta virtud indigno el suelo?¿o ya de todo absorto dentro de tu iluminaciones purate eliminar menos grato ns incesante trino?Dime, ¿faltaba este ángeles a tu cielo?

Poema "En la muerte después mi hermana" de José Joaquín ese Olmedo


eran dual hermanas

-- de Enrique González Martínez --

Eran doble hermanas,eran doble hermanas tristesy pálidasvenía una de ellasde tierras lejanastrayendo dentro sus hombros a fardode nostalgias,siempre pensativa,callada,con der ojos vueltos hacia los infinito,los ojo azules ese pupilas vagaspor der que dentro de momentos trepar parecíasalírsele ns alma. . .La otrahermana,de labios marchitos,de sonrisa amarga,siempre muda,siempre inmóvil, esperabayo alguna sé qué cosas de pasados tiempos,memorias ausentes o dichas lejanas. . .No se que teníasu sonrisa. . . Hablabade aquellos abismos ese dolor inmensoen ese se han hundido clavo cuantas almas.Y si lloraba llanto silenciosola primeramente hermana,ella sonreía, ella sonreíay callaba. . .De aquellos sonrisasy de aquellos lágrimasyo jamás he podido sabe cuáles eranmás amargas. . .Eran dual hermanas,eran dos hermanas tristesy pálidas. . .

Poema "eran dos hermanas" de Enrique González Martínez

La vuelta de Caperucita

-- después Evaristo Carriego --

Entra sin miedo, hermana: cuales te diremos nada.¡Qué cambiado está todo, cual cambiado! ¿no es cierto?¡Si supieras la determinación que llevamos pasada!Mamá ha por favor enferma y el pobre viejo ha muerto...Los menor te extrañan todavía, y ese otrosverán en ti la hermana perdida que regresa:puedes quedarte, para siempre tendrás adelante nosotros,con el cariño de antes, ns lugar dentro de la mesa.Quédate con nosotros. Sufres y vienes pobre.Ni ns reproche te haremos: ni la a palabra sobreel oculto motivo de tu distanciamiento;ya demasiadas sabes cuánto te hemos querido:aquel día, ¿recuerdas? hubiese un presentimiento...¡Si no te hubieras ido!...

Poema "La vuelta después Caperucita" ese Evaristo Carriego

Hermana, hazme llorar

-- del Ramón López Velarde --

Fuensanta:dame todas las lágrimas después mar.Mis ojos lo es secos y yo sufrounas inmensas ganas de llorar.Yo alguna sé sí estoy triste por el almade mis fieles difuntoso porque nuestros mustios corazonesnunca estarán juntos.Hazme llorar, hermana,y la piedad cristianade tu mantón inconsútilenjúgueme ese llantos con que llore.El coordinación cronometrada amargo ese mi vida inútil.Fuensanta:¿tú conoces el mar?Dicen que denominaciones menos amplio y menos hondoque ns pesar.Yo cuales sé ni por qué quiero llorar:será luego vez por el pesar ese escondotal vez vía mi infinita sed de amar.Hermana:dame todas las lágrimas ese mar...

Poema "Hermana, hazme llorar" ese Ramón López Velarde

la bruma

-- después Amado Nervo --

La bruma eliminar el ensueño del agua, los se esfumaen grifo de agua gris. ¡Tú ignoras la esencia después la bruma!la bruma es el ensueño de agua, y dentro su empeñode inmaterializarse lo vuelve todo ensueño.A través después su velo mirífico, parececomo ese la materia brutalmente se desvanece:la torre denominaciones un fantasma del vaguedad ese pasma,todo, dentro su blonda envuelto, se cambio en fantasma,y los mismo hacendados que cruces por su zona quietase cambio en fantasma, es decir, en silueta.La bruma denominaciones el ensueño de agua, ese se esfumaen golpee gris. ¡Tú ignoras la esencia ese la bruma,de la bruma los sueña con la aurora lejana!y yo dije: ¡ensalcemos un dios, five bruma hermana!

Poema "la bruma" después Amado Nervo

*
La cena viene descorriendo el velo

-- después Lope de Vega --

La cena viene descorriendo ns velobordado después las luces ese Diana,vense la bella Copa y Arianacon la corona del que ilustra el cielo.Vense la hermosa Andrómeda y el vuelodel alado Pegaso y la inhumanaespada de Orión, y alcanzan su hermanaHelice clara, tan perceptible al suelo.Sólo faltan aquí mis lámpara bellasque, si salieran cuales se viese algunade cuantas hace ns resplandor del Apolo.Salid, que a vuestra luz, mis doble estrellas,esconderase la envidiosa luna,y gozaré mi está bien secreto y solo.

Ver más: Receta De Galletas Rellenas De Natillas, Galletas Fritas Rellenas De Natillas

Poema "La dieces viene descorriendo ns velo" después Lope de Vega


Trilce: XLV

-- ese César Vallejo --

Me desvinculo de marcuando vienen las aguas a mi.Salgamos siempre. Saboreemosla la canción estupenda, la canción dichapor der labios inferiores del deseo.Oh prodigiosa doncellez.Pasa la brisa sin sal.A lo lejos husmeo der tuétanosoyendo el tanteo profundo, a la cazade teclas de resaca.Y si de esta manera diéramos las naricesen el absurdo,nos cubriremos alcanzan el amarillo de no tener nada,y empollaremos el venir aún cuales nacidade la noche, hermanade esta venir huérfana después día,que a forces de ser una ya alguno es ala.

Poema "Trilce: XLV" ese César Vallejo

espacio y tiempo

-- después Amado Nervo --

...esta cárcel, esta hierrosen que ns alma ~ ~ metida.Santa teresaespacio y tiempo, barrotesde la jaulaen que los ánima, princesaencantada,está hilando, hilando cercade los ventanasde los ojos (las únicasaberturas vía dondesuele asomarse, lánguida).Espacio y tiempo, barrotesde la jaula;ya os romperéis, y acasomuy pronto, causado cadames, hora, instante, os mellan,¡y los pájaro del oroacecha laa rendija a ~ tender las alas!la princesa, ladina,finge hilar; aun aguardaque se rompa la a reja...En tanto, a ns lejanasestrellas dice: «amigastendedme vuestra escalade la luz encima el abismo.»Y las estrella pálidasle responden: «¡espera,espera, hermana,y aislamiento tus esfuerzos:ya tendemos la escala!»

Poema "espacio y tiempo" del Amado Nervo

¡de puro calor tengo frío

-- de César Vallejo --

¡de puro calor tengo frío,hermana envidia!lamen mi hampden leonesy el ratón me muerde el nombre,¡madre alma mía!¡al borde del fondo voy,cuñado vicio!la oruga tañe su voz,y la voz tañe su oruga,¡padre corporales mío!¡está después frente mi amor,nieta paloma!de rodillas, mi terrory ese cabeza, mi angustia,¡madre espíritu mía!hasta ese un día sin dos,esposa tumba,mi últimas hierro dé ns sonde la a víbora que duerme,¡padre cuerpo mío!

Poema "¡de puro nombre es tengo frío" del César Vallejo

los retorno

-- después Amado Nervo --

Vivir sin tus caricias es mucho desamparo;vivir sin tus palabras es mucha soledad;vivir sin tu amoroso mirar, ingenuo y claro,es tantos, tanto oscuridad...Vuelvo pálida novia, que solíasmi retorno esperar tan del mañana,con la misma canción que preferíasy exactamente la misma ternura ese otros díasy los mismo amor de siempre, a su ventana.Y elijo a ~ verte, en delicadacomplicidad alcanzar la naturaleza,una tarde como ésta: desmayadaen a lecho después lilas, e impregnadade cierta aristocrática tristeza.¡Vuelvo a ti alcanzan los dedos enlazadosen actitudes de disposición y anhelo-como siempre-, y mis labios alguno cansadosde alabarte, y mis ojos obstinadosen ver der tuyos ns través ese cielo!recíbeme tranquila, no tener encono,mostrando el deje originalmente de laa hermana;murmura a apacible: te perdono ,y déjame dormir alcanzar abandono,en tu noble regazo, elevándose mañana...

Poema "el retorno" ese Amado Nervo

me desvinculo de mar

-- del César Vallejo --

xlvme desvinculo del marcuando vienen las aguas a mí. Salgamos siempre. Saboreemosla la canción estupenda, la la canción dichapor los labios inferiores de deseo.Oh prodigiosa doncellez.Pasa la brisa no tener sal. Un lo remoto husmeo los tuétanosoyendo ns tanteo profundo, un la cazade teclas ese resaca. Y si de esta manera diéramos ns naricesen el absurdo,nos cubriremos alcanzan el amarillo de alguna tener nada,y empollaremos el venir aún no nacidade la noche, hermanade esta venir huérfana de día,que a efectivo de oveja una ya alguno es ala.

Poema "me desvinculo ese mar" después César Vallejo

ns granizo

-- después Amado Nervo --

¡tin, tin, tin, tin! yo caigo del cielo, dentro insensatoredoble, al campo y todos der céspedes maltrato.¡Tin, tin! ¡muy buenas tardes, mi hermana la pradera!poeta, buenas tardes, ¡ábreme tu vidriera!soy diáfano y geométrico, tengo esmalte y blancuratan finos y suaves qué una dentadura,y en un derroche del ópalos blanco me multiplico.¡La linfa canta, el copo cruje, yo... Yo repico!tin, tin, tin, tin, mi torre es la nube ideal:¡oye mis campanitas del límpido cristal!la nieve eliminar triste, el agua turbulenta; yo sinventura, soy ns loco del atar, ¡tin, tin, tin, tin!...¿Cenduras? no por cierto, cuales merezco censuras;las tardes calurosas por mí sí frescuras,yo lucho alcanzan el hálito ese veranoyo soybean beans bello...¡Loemos ns dios, granizo hermano!

Poema "el granizo" después Amado Nervo

*
¡Es la guerra!

-- de Emilio Bobadilla --

Un cielo heterodermo, frío el aire;los campos dormilentos y vacíos;una luna tamaña ese un albaire,sin labriegos ese tristes caseríos.La noche, como un tigre, paso a pasose acerca; ya la luna se perfilay la arboleda, uno su fulgor escaso,la ruta melancólica vigila.¡Ni un canto, ni laa risa, ni uno ladrido...!De la aldea, del pueblo y ns montañas,los de los hombres y las bestias han huído...Reina una paz de camposanto agreste.¡Es la guerra, la batallas sin entrañas,hermana ese incendio y ese la peste!

Poema "¡Es la guerra!" después Emilio Bobadilla

el retorno (Nervo)

-- después Amado Nervo --

Vuelvo, pálida novia, los solíasmi retorno esperar tan después mañana,con la misma canción que preferíasy la misma ternura ese otros díasy ns mismo mente de siempre, a sus ventana.Y elijo hacía verte, dentro delicadacomplicidad alcanzan la naturaleza,una tarde como esta, desmayadaen uno lecho ese lilas e impregnadade con seguridad aristocrática tristeza.Vuelvo un ti alcanzan mis dedos enlazadosen actitud de disposición y anhelo,como siempre, y mis labios, alguna cansadosde alabarte ¡y mis ojo obstinadosen ver der tuyos a través de cielo!Recíbeme tranquila, sin encono,mostrando el dejo asiduamente de una hermana;murmura a apacible: «Te perdono»,y déjame dormir con abandonoen tu aristocracia regazo hasta mañana...

Poema "El regreso (Nervo)" después Amado Nervo

rosado lírica

-- ese Arturo Borja --

Prenda sobre tu seno es rosada rosa,ebria después brisa y ebria después caricia del sol;para que su espíritu entera se deshoje amorosasobre la volver a trabajar, hacerlo de nuevo y mujer numérica flor de tu corazón.Tu hermana primavera cante uno aria gloriosaensalzando tus quince la edad en flor;y los Hadas, dentro de coro, celebren la armoniosagracia ese tu mirada del luz y del fulgor.Que los Ideal te guíe vía todos tus caminos,él, ns su vez, guiado por tus ojos divinosy los anide vía siempre en tu alma los amor.Para ese sea su vida lindo como la rosarosada y perfumada ese se muere amorosasobre la repetir y virgen flor del tu corazón.

Poema "Rosa lírica" del Arturo Borja

Increpación

-- después Amado Nervo --

Que ns aquél ese recorriendo su ruta de asperezashaya abrevado su alma dentro de mayores tristezasque mis tristezas, alce la voices y me reproche...Job, Jeremías, Cristo, Daniel, en vuestra nochetoda llena del angustias ese redención, habíaun astro, los astro después una ideal teoría:Dios vino trepar vosotros, Dios besó vuestra frente;Dios abrió en vuestro cielo la brecha relucientede la a ilusión...En mi spirits todo denominaciones sombra y en ellajamás ¡jamás! titilan ese oros ese una estrella;mi espíritu es como la higuera por los Señor maldita,que alguna presta ni fruto ni sombra, que no agitasus abanicos del hojas; sus ramas, ¡ay! desnudas,servirán ns la desesperación de algún Judas,¡de algún ideal tránsfuga que me besó alcanzar doloy ese por terminar se ahorca desamparado y solo!Que ese que recorriendo su ruta después asperezashaya abrevado su alma dentro de mayores tristezasque los mías, levanté su voz del trueno. ¿En dóndeestán der grandes tristes? ¡Ninguno me responde!La eternidad denominada muda y ns enigma cobarde...Hermana, tengo frío, los frío ese la tarde.

Poema "Increpación" de Amado Nervo

*
Última cita

-- de Líber Falco --

Ya por los aire navega tu memoriay toda viene un mí qué fue entonces.Oh! sueño, ensueño, tiempo y tiempopara siempre y siempre detenido.Monstruosamente múltiplese levantase alzaba el mar para los maleconesmordiendo los las fiestas de la tierra.Y tú tuviste miedo, frío, corazón tuviste.Y amor hubo, miedo, amor, dentro nuestros corazones.Cuando después por esose puebla ns mar a de ellos conjuroy uno aire conoce dispone tu fantasmas,y yo estoy solo, y la furia ese mar puebla la tierra,seres del niebla, blancos, se sientan ns mi ladoy conmigo conversan como hermanos.Luego vienes tú, flotando qué harina.Y silenciosa y blanca, fina y fríavas diciendo tu nombre, hermana mía,y dentro el aire derramas su aire triste.Mas, ya cuales basta tu apellido y su dulzuracuando ahora, ns recuerdo ese todo me golpea.Tú después mar venida, hecha de bruma acaso,o de los sueños acaso rescatada,vete y déjame solo.Deja die lo ese ha muerto.Lo los hemos lado izquierdo morir,muerto de fríodel etc lado de sus sueños, sueña.Del otro junto a está, y hacía siempre,en un aterdecer del mar y olvido.

Poema "Última cita" de Líber Falco

*
a la misma

-- de Manuel ese Zequeira --

Entre uno coro del ninfasretozaba contentocupidillo desnudode su carcax funesto:dulcemente las unasle estrechan dentro de su seno,imprimiendo ns otrasen tu mejillas besos.Cada cual a porfíacelebra al rapazuelo,llenándole del floresy cintas el cabello:pasaba por acasocarmelina a esta tiempocon inocentes risashechizando der cielos:sus labios después corales,sus dulces movimientos,sus rosas, y sus lises,sus mejillas y cuello.Todo brillaba dentro ellacon hasta luego puros reflejos,que febo cuándo opacalos astros y luceros.Cupido avergonzadobatió veloz su vuelo,al reloj que carmelinatriunfaba en los afectos;legó donde su madre,lloroso del desprecio,llenando del gemidosel templo citereo:mas venus al mirarlecon asi que tristes lamentos,tomándole en sus brazosle consoló diciendo:no llores, hijo mío,serena los rostro bello,¿no sabes que denominaciones tu hermanala ese causo tus celos?

Poema "a la misma" ese Manuel después Zequeira

vista lejana

-- después Arturo Borja --

A Ernesto Noboa¿Qué tendrá sido de los morenita,trigo tostado al sol –que laa mañana–me sorprendió mirando a su ventana?Tal tiempo murió, aun en mí resucita.Tiene en mi spirits un recuerdo después hermanamuerta. Su iluminación es ese paz infinita.Yo la llamo tenaz en mi malditacárcel del eterna desventura arcana.Y es su reflejo indeciso dentro de mi vidauna lustral ablución ese jazminesque abre una dulce y suavísima herida.¡Cómo volverla a ver! ¿En qué jardinesemergerá su pálida figura?¡Oh, amor eterno los que un instante dura!

Poema "Visión lejana" ese Arturo Borja

*
Adónde vas asi que hermosa

-- después Manuel González Prada --

¿Adónde vas asi que hermosa,con belleza tan sobrehumana,que pareces una diosa?Por la campiña olorosa,bajo el Sol del la mañana¿Adónde vas por lo tanto hermosa?Irradiación asi que gloriosade tus pupilas emanaque pareces una diosa.Con pierna que vuela y alguna posa,igualándote con Diana¿Adónde vas por lo tanto hermosa?Picaflor y mariposate repiten: -«Salve, hermana,que pareces la a diosa».Todo oveja y todo el mundo cosate preguntan: -«Soberana¿Adónde vas por lo tanto hermosa?Fuera alabanza injuriosallamarte reina o sultana,que pareces una diosa.Con aquellos labios de rosa,con los talle del liana¿Adónde vas por lo tanto hermosaque pareces la a diosa?

Poema "Adónde vas tan hermosa" después Manuel González Prada

visión

-- después Rafael obligado --

Se sueña, se presiente, se adivina,estremécese los labio y alguna la nombra;el alba la ve huir de la colinavelada entre der pliegues después la sombra.Espira los melancólico perfumede la rosa dentro de un féretro olvidada;se deshace dentro de incienso, se consumea la rápida luz del una mirada.Hermana después la tarde, pensativaen ns fondo después valle resplandece;un inmediatamente deslumbra, y fugitivaen el pálido azul se desvanece.Vueltaa la lateral principal

Poema "visión" del Rafael Obligado

trilce

-- de César Vallejo --

Trilce allí un espacio que yo me séen este mundo, nada menos,adonde nunca llegaremos. Donde, todavía si nuestro piellegase a dame por ns instanteserá, dentro de verdad, como alguno estarse. Es aquel sitio que se vea cada rato dentro esta vida,andando, andando ese uno dentro de fila. Además acá ese mí mismo y demi par después yemas, lo the entrevistosiempre alejado de los destinos. Ya podéis iros a pieo a puramente sentimiento en pelo,que ns él cuales arriban ni los sellos. El horizonte color tése muere de colonizarlepara su grande cualquiera parte. Mas los lugar ese yo me sé,en esta mundo, cuales menos,hombreado va con los reversos. Cerrad aquella puerta queestá entreabierta dentro las entrañasde ese espejo. ¿Está? no; su hermana. alguna se pueden cerrar. Cuales sepuede llegar nunca a aquel sitiodo andar en afiliados los pestillos. Tal es el espacial que yo me sé.

Poema "trilce" después César Vallejo

vista (Obligado)

-- después Rafael obligar --

Se sueña, se presiente, se adivina,Estremécese el labio y no la nombra;El alba la ve huir del la colinaVelada entre los pliegues de la sombra,Espira los meláncolico perfumeDe la rosa del unfénetro olvidada;Se deshace dentro incienso, se consumeA la rápida luz de una mirada.Hermana ese la tarde, pensativaEn los fondo del valle resplandece;Un inmediato deslumbra, y fugitivaEn ns pálido azul se desvanece.

Poema "Visión (Obligado)" de Rafael Obligado

*
La barca milagrosa

-- de Delmira Agustini --

Preparadme la a barca como un gran pensamiento...La llamarán "La Sombra" unos; otros, "La Estrella".No ha del estar al capricho después una hands o de un viento;Yo la quiero consciente, indomable y bella.La moverá dentro de gran ritmo del tu corazón sangrientoDe vida sobrehumana; he después sentirme dentro ellaFuerte qué en los armas de Dios. ¡En toda viento,En toda mar templadme su ropa ese centella!La cargaré después toda mi tristeza, y, sin rumbo,Iré qué la rota corola después un nelumboPor encima el horizonte líquido del la mar...Barca, espíritu hermana: ¿Hacia cual tierras nunca vistas,de hondas revelaciones, de cosas imprevistasIrémos?...Yo ya muero después vivir y soñar...

Poema "La barca milagrosa" de Delmira Agustini

12

-- del Pablo Neruda --

12es cierto, amada mía, hermana mía, denominaciones cierto!como las bestias grises que dentro de los potreros pastan,y dentro los potreros se aman, qué las bestias grises!como los castas ebrias que poblaron la tierramatándose y amándose, qué las castas ebrias!como los latido ese las corolas abiertasdividiendo la joya futura de la siembra,como los latido después las corolas abiertas!empujado por der designios después la tierracomo una ola en el mar hacia ti va mi cuerpo.Y tú, dentro tu carne, encierraslas pupilas sedientas alcanzan que miraré cuandoestos ojo que yo tengo se me llenen de tierra.

Poema "12" ese Pablo Neruda

ns la ese va conmigo

-- ese Enrique González Martínez --

Iremos vía la vida qué dos pajarillosque van en pos de rubias espigas, y hablaremosde sutiles encantos y del goces supremoscon ingenuas palabra y diálogos sencillos.Cambiaremos sonrisas alcanzar la hermana violetaque atisba después ~ la verde y oscura celosía,y aplaudiremos los dos la célica armoníadel novia sinsonte que eliminar músico y poeta.Daremos a las nubes ese circundan der flancosde las elevado montañas nuestro saludo atento,y veremos cuál correr al impulso ese vientocomo un tropel medroso ese corderillos blancos.Oiremos cómo el bosque se puebla del rumores,de misteriosos cantos y después voces extrañas;y veremos cuales tejen los pacientes arañassus telas impalpables alcanzar los siete colores.Iremos vía la determinación confundidos en ella,sin alguna que conturbe la tranquilo calma,y el alma ese las cosas será nuestro propia alma,y nuestro propio salmo ns salmo después la estrella.Y uno día, cuándo el ojos penetrante e inquietosepa atención muy hondo, y el anhelante oídosepa oír las voces ese los desconocido,se va a abrir a nuestras almas los profundo secreto.

Poema "a la que va conmigo" del Enrique González Martínez

*
ante ns retrato de juana samary

-- de Julián de Casal --

Ante los retrato del juana samarynunca té conocí, mas yo té he amadoy, dentro mis horas amargas después tristeza,tu imagen ideal he contempladoextasiándome siempre dentro su belleza.Aunque dentro ella mostrabas la alegríaque reta a ese rigores del la suerte,detrás ese tus miradas yo advertíael temor invencible de la muerte.Y no te amé por la sonrisa vanacon que allí tu tristeza se reviste;te amé, causado en ti hallaba un spirits hermana,alegre dentro de lo fuera y dentro de triste.Hoy ya cuales atraes ns miradas míasni mi doliente mente alegras,en medio ese cansancio del mis díaso la tristeza del mis noches negras;porque al conocer que después tu corporales yertooculta ya la desembarcar tus despojos,siento que algunos de mí también ha muertoy se llenan del lágrimas mis ojos.¡Feliz tú los emprendiste ns raudo vuelohacia los bello país desconocidodonde esparce su aroma el asfodeloy murmura la fuente después olvido!igual suerte dentro de el mundo hemos probado,mas ya contrario ella mi dolor no clama:si tú jamás sabrás ese yo coche he amadotal vez yo ignore siempre quién me ama.

Ver más: Ahora En La 1 Hoy - Programación La 1 Hoy

Poema "ante ns retrato después juana samary" de Julián ese Casal

*
El orto

-- de Olegario víctor Andrade --

(imitación de Longfellow)Surgió ese hondo mar adormecidoun viento vagabundo,diciendo a los tinieblas: ¡Recogeos,que ya despierta los mundo!Pasó sobre los buques que velerosrompen la onda sonoragritándoles: ¡arriba, marineros,que ya viene la aurora!Se internó por la selva obscura y fríapoblada del visiones,¡despertad! — murmurando, — ¡viene ns díagerminador de frutos y pasiones!A ese añosos troncos de extendido copay gigantesca talla:"De verdes inclinarse desplegad al aireel pendón del batalla!"Al pájaro que dormita dentro de la espesurael ala entumecida:"Batid los vuelo, ese se sobre el alba,el ave de la vida!"Al gallo vigilante de la chozaperdida dentro de la llanura:"Cantad, cantad que avanza el enemigode la tiniebla obscura!"A la espiga del paisaje doblegadaal peso del su grano:"La aurora, vuestra hermana, se levantatras ns monte lejano!"Al viejo campanario del la aldeacon lengua después metal: "Cantad los día"y a der muertos del triste cementerio:"Dormid, dormid, no es cronometraje todavía!"

Poema "El orto" de Olegario ganador Andrade

puentes

-- del Pablo Neruda --

Puentes: hojas de robó azul adonde vienena dará su despedida ese que pasanpor encima los trenes,por debajo las aguas,enfermos de de acuerdo a un largo viajeque principia, que prosigue y nunca acaba.Cielos arriba, cielos,y pájaros los pasansin detenerse, ida comolos trenes y ns aguas.Qué maldición cayó para vosotros?qué esperáis en la noche densa y largacon los brazos abiertos como un niñoque muere uno la llegada de su hermana?qué voz ese maldición pasiva y negrasobre vosotros expandido sus alas,para hacer que siguieranel control que no acabalos paisajes, la vida, los sol, la tierra,los trenes y las aguas,mientras la angustia inmóvil de acerose hunde además en la país y qué es más la clava?

Poema "puentes" de Pablo Neruda

*
Epitafio

-- del Pedro Antonio de Alarcón --

Llorad acá los que en veloz huidacruzáis el momento que un la fallecimientos os lanza.Contemplad en ceniza convertidacuanta ventura un desear se alcanza;belleza, juventud, virtudes, vida,dicha, gracias, amor, genio, esperanza,amiga, hermana, hija, madre, esposa...¡Todo desvanecido aquí reposa!